lunes, 18 de enero de 2010

Brisa Araña

Brisa araña teje telares telepáticos trémulos tronantes mientras el invierno deshuesado trepa a los tejados de una calle transitoria. Brisa se pregunta y se responde el acertijo pero como nunca acierta se escabulle en los jardines enredada toda en su millón de filamentos. Brisa piensa pero piensa entredormida, piensa sin apuro y sin remedio, piensa del derecho del revés y de rodillas, piensa y de pensar le brotan luces de colores, destellitos de noviembre y crisantemos. Brisa tiene unas ideas y tiene también unas ganas, tiene techos y entretechos donde trinan trucotecas traslucidas y tristonas. Brisa viene con brebajes abreviados brazos brujos, cultiva amores perdidos que riega y riega, que acaricia y besa. A veces, de vez en cuando, de los besos nacen esperantos y de los versos que versa Brisa obtiene lluvias empapadas de mar y rosas blancas que no envejecen porque se beben la sal, salteando sabias sumergidas el sabor del tiempo del señor aguja también sabio sin consuelo. Brisa araña teje piensa tiene y viene obtiene calla besa salteando calles transitorias y esperantos que regresan. Brisa espera esperanzada desesperada y paciente, Brisa acomoda telares en los altillos del tiempo mientras se queda dormida en los subsuelos jardines donde nacen destellitos colores y crisantemos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario